NUESTRAS BODEGAS

"Un recorrido enoturístico incomparable, producto de una encantadora unión de vitivinicultura destacada y paisajes inigualables."

Valle plenamente cordillerano, a los pies del Cerro Mercedario y bañado por el río de Los Patos y El Castaño, a una altura de entre 1600 y 1800 metros sobre el nivel del mar, con una luminosidad extrema y una amplitud térmica entre el día y la noche superior a los 20°C. Tiene una vitivinicultura incipiente. Sus vinos Malbec poseen un color profundo, casi negro, logrando una madurez plena de azucares y polifenoles; aromas agradables a hierbas aromáticas y frutos rojos frescos, los Cabernet Sauvignon expresan una gran tipicidad donde se destacan las especias dulces y frutos negros como la mora también con la variedad Bonarda se logran vinos concentrados, muy frutales y voluminosos.
Ubicado al suroeste de la provincia, en el Departamento de Sarmiento, a una altura de 1300 a 1500 metros sobre el nivel del mar, entre el Cerro Pedernal y la Cordillera de los Andes. Despertó por la década del 90 sorprendiendo al mundo del vino. Por su geografía y formación geológica, tiene suelos pedregosos, arcillosos, limosos, arenosos y del tipo calcáreos, una formación que los ingenieros agrónomos estudian a fondo para descubrir sus atributos y que nutre a sus vinos de carácter único. Las vides son más pobres, con producciones acotadas naturalmente, logrando racimos uniformes y concentrados, que dan vinos ricos en polifenoles y gran concentración de color, estructura para soportar varios años de guarda.
El más grande, ubicado en el centro surde la provincia y rodeado por cordones montañosos con relieve altamente accidentado y muy árido. Dentro de este valle, existen lugares con características únicas para el desarrollo de varietales tintos y blancos (Malbec, Syrah, Bonarda, Petit Verdot, Cabernet Franc, Chardonay, Viogner y Chenin) que permiten la elaboración de vinos de alta gama de mediana intensidad de color, taninos muy suaves y aromas intensos en los tintos y blancos de color amarillo verdoso, con gran intensidad aromática y volumen de boca. Algunos ejemplos son Huachache, Retamito, Cañada Honda en Sarmiento, Pozo de los Algarrobos en Caucete, Carpintería en Pocito. También los inigualables aromas del moscatel y torrontés sanjuanino de Albardón y Angaco.
Muy cercanos a la capital de San Juan, emplazados en las Sierras chicas de Zonda, allí el desarrollo de varietales como Syrah , Malbec, Bonarda, Cabernet Sauvignon, entre otros, logran un gran equilibrio vegetativo, con producciones moderadas, dando vinos de gran tipicidad, con aromas intensos de fruta madura, sin toques vegetales de colores medios altos y con buena estructura pero fáciles de beber.
Ubicado al Noreste de San Juan, en el limite con la Provincia de la Rioja, se encuentra este Valle que cuenta con una gran amplitud térmica y una altitud promedio del terreno de 800 metros sobre el nivel del mar. Esta zona no ha sido tradicionalmente relacionado con la vitivinicultura al contar con características bien distintas al resto en la provincia, dado a sus condiciones climáticas y geológicas. No obstante es posible encontrar varietales de buena calidad tales como Cabernet, Malbec, Syrah, Tannat y Torrontés. El Tannat se da particularmente bien en esta zona. Siendo este mismo de color muy profundo, rojo con tintes negros y en boca muy estructurado. En nariz se siente con muy buena fruta, de intensidad media pero con aromas característicos a frutos rojos, algo de aromas de frutas confitadas y en general, un vino muy frutado. Para vinos de guarda presenta muy buena estructura. Valle Fértil representa un gran centro turístico al contar con atractivos de la jerarquía del Parque Provincial Ischigualasto, también cuenta con una propuesta enoturística de calidad.